High Country Special, un reportaje de Jesús Velasco

Desde que el Mustang renació en su 5ª generación, han sido muchos los modelos o ediciones limitadas que han producido y entre ellas el California Special, que no es otra cosa que la reedición de una edición especial o edición limitada de 1968, pero los chicos de Ford se olvidan de que no fue la primera y que ni siquiera es única……

Historia

La historia de California Special GT / CS ‘s y el de la High Country Special HCS se entrelazan, pero como ya se ha citado antes, no fue la primera de las ediciones regionales. Muchos piensan que la edición empezó en el estado dorado (California) en 1968, pero no fue así, porque tuvo comienzo en el estado de Colorado en 1966 donde se vendieron los primeros Mustangs en ediciones regionales ese mismo año. A pesar de una fuerte de fiebre nacional por los Mustang, había algunos estados en los que esa fiebre se estaba pasando un poco durante el segundo año de producción del Mustang. Si la caída de ventas era debida a la saturación por el modelo o por una bajada en la economía del estado, eso no importaba mucho, lo único que preocupaba era que por una cosa o por otra no se vendían bien y fue Newell Thurlo de la oficina de distrito del área de Denver, quien ideó todo y quien hizo la entrega en el mes de julio, de 333 High Country Special fabricados en la planta de San José (California) de Ford.

Los coches de HCS, distribuidos a través de 100 distribuidores de Denver, estaban disponibles con cualquier motor y carrocería disponible para 1966, pero solo se ofertaban con tres colores específicos: Aspen Gold, Blue Columbine, o el Timberline Green.

Cuando estos coches se recepcionaban en los concesionarios se les instalaba unos escudos de bronce atornillados en la aleta delantera en los que aparecía un caballo al galope a través de altas cumbres y la inscripción High Country Special. Debido a que no existían especificaciones exactas para la colocación de la placa, los restauradores han documentado que la placa se encuentra por encima y por delante del emblema del pony que va en las aletas. En algunos casos, la placa descansa sobre las letras «Mustang».

La singularidad de la promoción funcionó y subió las ventas. En 1967, los concesionarios de Denver pidieron 416 unidades. Al igual que el año anterior, el High Country Special se podía pedir con cualquier configuración de motor y carrocería disponible en la gama Mustang, pero solo de los mismos tres colores de las edición anterior, Aspen Gold, Blue Columbine y Timberline Green, aunque el verde de 1967 fue una mezcla un poco diferente que antes.

En 1968, el éxito de Denver con los High Country Specials inspiró a Ford para diseñar y producir 4.118 unidades de hardtop llamado California Special, y se fijaron en la “mula” que utilizo Shelby para probar nuevas soluciones para su Shelby GT 500 del 67. El GT / California Special fue una atractiva combinación de piezas de Mustang GT y piezas de Shelby GT 350/500. De esas 4.118 unidades producidas 251 fueron destinadas para Denver y ofertadas como High Country Special.

Un Timberline Green! Este 1966 High Country Special es un pony muy raro

Como ya se ha comentado antes, a mediados de 66 esta edición regional se puso en producción, Ford construyó su primera edición limitada del modelo Mustang a la venta exclusivamente en una región geográfica, en Colorado, Wyoming y algunas zonas del oeste de Nebraska. Estos 333 Mustangs llegaron a Denver el 18 de julio 1966 a través de un tren de transporte especialmente fletado por Ford para tal fin.

Tanto a los aficionados a los trenes, como sin duda a los Mustangueros, les hubiera gustado ver a cuatro locomotoras diesel sobre las montañas rocosas, tirando de los 23 vagones de tres plantas cargados solamente con Mustangs, modelos hardtops en su mayoría, un puñado de convertibles y un fastback. Sin olvidar el espectáculo para la vista pues esos 333 Mustangs eran solo de tres colores nuevos y únicos, Aspen Gold, Blue Columbine, o Green Timberline, que no estaban disponibles en ningún otro Mustang de ese año.

Además de estar pintados en uno de los tres colores exclusivos, los High Country Specials, esos Mustangs también contaban con los mencionados emblemas de latón con la inscripción «High Country Special» que fueron colocadas después en ambas aletas delanteras por cada concesionario. Cada uno de los más o menos 100 concesionarios en Denver era libre de colocar la placa donde quisieran y por ese motivo se han visto cosas muy raras!….. Han aparecido insignias montadas directamente sobre el emblema del pony de la aleta y también a la izquierda del caballo centradas sobre la palabra «Mustang» de la aleta. Los tapacubos de radios eran opcionales, pero estos coches contaban con un equipamiento de serie bastante completo y además numerosas opciones.

Este coche particular, fue entregado a Phil Long Ford, en Colorado Springs, Colorado, y adquirido por J. Swanson y su esposa Bonnie, el 18 de agosto de 1966. Fue uno de los últimos High Country Specials vendidos en ese concesionario. Según la orden de pedido el mustang de los Swansons venía en Green Timberline y montaba el V8 de 289 C.I., junto a la transmisión opcional de cuatro velocidades, dirección asistida, neumáticos de banda blanca, radio AM y el parabrisas tintado.

Incluyendo los gastos de transporte, el precio total llegó fue de 3157,81 dólares.

Los Swansons se mudaron a California en marzo de 1967, llevándose el HCS con ellos, y en el transcurso de las siguientes tres décadas y media, el cupé High Country funcionó muy bien, hasta su jubilación en 2002, cuando fue vendido a Islandia.

Otros High Country Specials

Se trata de una de las primeras unidades vendidas de esta edición regional de Mustangs. Dave Spry de Estes Park, Colorado, se encuentra un anuncio de venta en una web, se trata de un convertible de 1966 en Denver. Sólo después de hablar con el dueño, Dave descubre que la unidad convertible pintada de Blue Columbine se trata de un High Country Special. Dave cuenta: «Yo había oído hablar de los High Country Specials, pero no tenía idea de que el convertible era un coche de baja producción. El número de convertibles High Country Specials producidos en 1966 se estima en «alrededor de 30», según Teets Bob con el Registro de High Country Specials en la mano.

Según la investigación de Dave, el Convertible Blue Columbine originalmente se vendió por 3.437 dólares en Goodro Ford el 23 de julio de 1966, el primer día que los High Country Specials estaban disponibles para su compra. El convertible pasó los siguientes 33 años en el área de Denver con cuatro propietarios antes de ser llevado a East Park donde Dave con entusiasmo comenzó a transformar el convertible en un showcar. Dave se sintió aliviado al encontrar que los emblemas de High Country Special y todas las opciones seguían intactas. El motor era el original 289 2V y la transmisión C4 estaban en buenas condiciones y con solo 127.000 millas que aparecen en el odómetro. 1   Dave completó la mayor parte de la restauración en su garaje y taller. Las llantas de serie de 1966 fueron sustituidas por unas llantas del modelo style steels y se añadió una cubierta del ventilador y aire acondicionado, así como un ventilador con un aspa mas para ayudar a enfriar el motor durante la conducción del High Country Special por Colorado. La mayoría estaría de acuerdo en que el convertible ha encontrado un hogar ideal en Colorado.

Aspen Gol

La mayoría de Mustang no son tan afortunados como este precioso Aspen Gold High Country Special de 1967 propiedad de Ron Bettinger de Golden, Colorado.

El convertible se ha mantenido en el área de Denver desde su entrega original en el concesionario de Ford en Littleton, donde el sobrino de Ron era el gerente de ventas en el momento que los High Country Specials eran vendidos. Los datos de producción proporcionados por Bettinger indican que su Mustang fue uno de los cerca de 40 convertibles High Country Specials producidos en 1967.

Bettinger dice que los concesionarios de Ford en la zona, al parecer, tenían la opción de poner los emblemas de High Country Special donde quisieran. En este convertible en particular, se colocan directamente sobre el emblema 289. 2 Bettinger dijo que el convertible estaba en muy buen estado cuando se lo compró a su dueño original hace 18 años. Con los años, en el convertible se han ido haciend labores de mantenimiento y actualización como la sustitución de la capota y del interior, así como diversos elementos mecánicos. Con sólo 82.000 millas, el motor de 289-2V nunca ha necesitado reparaciones.

Opciones exteriores incluyen capota eléctrica, cristales tintados, un espejo retrovisor con regulación interior y un capó con salidas de aire funcionales con intermitentes integrados en ellas solo visibles desde el interior del coche. Las llantas style steel, decoración de exteriores en cromado alrededor de los pasos de rueda, rockers panels y un tapón de gasolina del tipo “pop up”, se han añadido para mejorar aún más la apariencia del convertible.

Cobra Jet High Country Special

No hay duda de que Bob Teets posee una de las más raras unidades de High Country Specials de 1968. Se produjeron 681 unidades en total de los High Country Specials pero solo 2 hardtops están impulsados por el motor 428 cobra jet. Este coche fue descubierto por el hijo de Bob, en el patio de un taller de coches en Denver. Bob afirma que fue a ese taller en menos de 30 minutos después de haber escuchado que el coche llevaba dos R en el vin, una de la planta de producción y el otro el código del motor 428 Cobra Jet, pero su gozo en un pozo cuando le dijeron que el coche no estaba a la venta. Con la intención de no dejar escapar este coche Bob visitó el dueño cada mes durante muchísimos años. Por último, en agosto de 1995, después de que el coche pasara un total de 19 años cubiertos con láminas de fibra de vidrio, basuras y otros desechos, el propietario accedió a vender este raro High Country Special a Bob. 3 Una revisión mas concienzuda revelo que el coche solo tenía 89.500 millas y aun con la pintura original y en buenísimo estado Candyapple Red y con las opciones de High Country Special. Por desgracia, los soportes de motor, transmisión y eje trasero estaban muy estropeados. El coche vino originalmente equipado con un eje trasero con 3.91:1 equipado por un diferencial de deslizamiento limitado y una transmisión automática C6.

Bob encuentra muchas de las piezas originales a nivel local y devolvió el coche al estado de fábrica. Empieza a buscar piezas difíciles de encontrar originales que coincidan con la fecha de fabricación del coche, como la tartera del filtro del aire y parte del sistema anticontaminación, carburador… pero no fue tarea fácil.

Sólo nueve de los 251 High Country Specials incluyendo las tres carrocerías producidas en el año 1968 recibieron el motor 428 Cobra Jet, de acuerdo con las cifras de producción. Seis de los nueve figuran en el Registro de High Country Specials, este registro informa que dos blancos y uno verde, son los tres Cobra Jets que actualmente faltan en el registro.

Articulo del Periódico “Denver Post” de 1966

LOS MUSTANGS GALOPAN HACIA DENVER

Uno de los automóviles que más se han vendido en los últimos tiempos van camino de Colorado. Sobre el mediodía del pasado lunes, 333 Mustangs en una edición especial para Colorado, llegaron transportados de la mano de Ford, a la zona de Denver. Encabezando la recepción se encontraba Thurlo Newell y estos Mustangs se encontraran disponibles próximamente en los concesionarios Ford de Denver y alrededores, ¡solicítelos por su nombre!…..”MUSTANGS HIGH COUNTRY SPECIALS”

Los automóviles estadounidenses Mustangs han sido un éxito de ventas, y esta edición especial fabricada en California ha llegado este pasado lunes tras pasar el fin de semana en un transporte ferroviario especial de 23 vagones de tres plantas.

1

Estarán disponibles en las tres conocidas carrocerías del Mustang, así como con todos los motores, pero con decoración y colores muy especiales, edición especial pedida por un conjunto de distribuidores de Denver a la plata de Ford en San José, California.

Los diseñadores de Ford propusieron siete opciones de color, pero los distribuidores eligieron solo tres. Los colores de estos 333 Mustangs High Country Special serán Tiberland Green, Aspen Gold y Blue Colombine y además llevara una decoración especial. Es un gesto más para una zona que ha acogido con satisfacción el Mustang. Funcionarios de Ford dicen que esto podría «no volver a suceder» y atribuyen la idea de Newell.

Los «High Country Specials» se descargaron de los vagones de ferrocarril en el Hadley Auto Transport Co., 4300 Trenton St., cerca de Aeropuerto Internacional Stapleton, justo al lado de Smith Rd.

 

The Rocket 1966

The 1966 High Countries arrive in Denver.

23 vagones de tres plantas llenos de automóviles Mustang “High Country Special” fueron entregados a la rampa de descarga de la isla de la roca en Denver recientemente durante una especial promoción de ventas de la Ford Motor Company.

Los coches, en todos las carrocerías disponibles para este modelo se han fabricado en colores especiales para el área de Colorado, de acuerdo con WP Williams, representante de ventas de mercancías. Estos incluyen el «Aspen Gold», «Blue Columbine», y «Green Timbarland»

 

 por Jesús Velasco